TAZO presenta: Aventuras con el té

Conoce a las personas que hacen, venden, beben y disfrutan TAZO, y el espíritu explorador que las une. Cada persona cuenta una historia diferente, con sus propias palabras, pero todas están de acuerdo en algo: Por lo general, las mejores cosas del té, y de la vida, llegan de sorpresa.

Pequeños pasos, movimientos audaces

Enero 21, 2019

Kuppy Sampale, gerente de marca global de TAZO, Unilever 

MOVIMIENTOS AUDACES

Pequeños pasos, movimientos audaces

Me encanta viajar y descubrir lugares nuevos con amigos, así que para mí no fue una sorpresa cuando una noche de domingo mi amiga Jen me convenció de reservar un viaje de último momento a Ciudad de México. Estaba emocionada por el viaje y pensaba en todos los lugares que iría a visitar; y al día siguiente, me enteré de que viajaría allí para trabajar en un comercial.

¿Cuántas posibilidades había de que el comercial fuese en Ciudad de México? Por suerte, pude hacer algunos arreglos y cancelaciones rápidas y aprovechar algunos días con mis amigos para viajar después de terminar el comercial.   

Ambas experiencias en Ciudad de México, la laboral y la personal, fueron increíbles. Uno de mis amigos creció allí y juntos visitamos todos sus sitios favoritos de la ciudad, y también las atracciones principales: las ruinas, el Museo Frida Kahlo, el Museo Nacional de Antropología y Xochimilco, que alberga coloridas barcas.

Al apreciar ese ambiente tan animado, reflexioné sobre lo mucho que había cambiado mi vida. Años atrás, era ingeniera biomédica y desarrollaba programas informáticos para una empresa farmacéutica, y ahora estaba en Ciudad de México trabajando en un comercial para una marca que adopta lo inesperado. Si bien en ocasiones mi trayectoria profesional parece inesperada hasta para mí, no me sorprende cuando pienso en los pequeños cambios que fui incorporando y que me llevaron hasta aquí.

TAZO Blog Kuppy

Con los años me trasladaba hacia el trabajo de mis sueños siguiendo mi pasión. Siempre fui una persona creativa y cuando era más joven, construía cosas de la nada con cualquier cosa, desde cajas de cartón hasta bloques Lego. Por lo tanto, era obvio que en la universidad iba a estudiar ingeniería. Después de graduarme trabajé como ingeniera en informática, y allí me di cuenta de que me faltaba hacer cosas concretas, algo que la gente pueda ver, sentir, tocar y experimentar. 

Decidí regresar a la universidad para volver a direccionar mi carrera a algo que me apasione, y elegí una maestría en Administración de Empresas. La gente me preguntaba todo el tiempo por qué no seguía una carrera en Finanzas o Asesoría, pero sabía que el Marketing era lo mío.

Descubrí que me encantaban las bebidas y los productos de consumo masivo, lo que me llevó hacia mi oportunidad en TAZO. En mi trabajo, ayudo a las personas a descubrir los productos que les gustan, llego a comprender lo que piensan y sienten los consumidores y lo que es importante para ellos. Y sin importar si eso está dentro de una bolsita de té o en un comercial, me parece realmente fascinante. 

Lo que aprendí de mi experiencia es que hay mucha presión para saber lo que deseas para tu vida y tu carrera. Y es fácil que nos empujen hacia una rutina. Lo importante es escuchar lo que te motiva, encontrar tu pasión y dar pequeños pasos en esa dirección. No necesitas un momento de iluminación repentina o un cambio. Solo comienza el viaje. Las piezas se pondrán en su lugar solas, y llegarás adonde quieres estar.

AddThis is disabled because of cookie consent